Diferencia entre psicólogo, psiquiatra y psicoterapeuta

Una de las preguntas a las que más comúnmente nos vemos relacionados los trabajadores de la salud mental, y es una buena pregunta dado que por lo general no obtenemos una respuesta completa. No es tan simple como decir “quién atiende qué”, cada profesional atiende personas con problemas de diferente índole y severidad. La respuesta que se obtiene por lo general es una muy corta “los psiquiatras son médicos y los psicólogos no”, sin embargo esto es incorrecto ya que existe también la psicología clínica, donde un médico practica la psicología.

Entonces ¿Qué es un psicólogo?

Etimológicamente podríamos definir psicología (del griego psiqué, “alma”, y logos, “estudio”) como la ciencia encargada de estudiar la conducta o el comportamiento humano. Un psicólogo se encargará del estudio del individuo: como piensa, actúa, interactúa y reacciona. La psicología se relaciona con todos los aspectos del comportamiento y los pensamientos, sentimientos y motivaciones que originan dicho comportamiento. Inicialmente se centra en el funcionamiento normal de la mente, la manera en la que esta trabaja, y se puede especializar en diferentes áreas del comportamiento, sentimientos, aprendizaje, etc.

¿Qué es un psiquiatra?

Psiquiatria (del griego psiqué, “alma” e iatréia, “curación”) es la ciencia encargada de la prevención, diagnóstico, curación y rehabilitación del enfermo mental. Los psiquiatras son médicos que deciden especializarse en el estudio de la mente, inicialmente comprendiendo el funcionamiento normal del cerebro y la conducta humana, pero siguiendo el modelo médico presentan un enfoque dirigido a las enfermedades mentales y su estudio.

¿Y qué es un psicoterapeuta?

La psicoterapia o terapia psicológica son una serie de técnicas que ayudan a las personas a sobrellevar el estrés, problemas emocionales o de relación, así como conductas o formas de pensar erróneas o dañinas. Existen una gran variedad de modelos de psicoterapia, y algunos se especializan en ciertos aspectos de la conducta o ciertos trastornos específicos, cualquier trabajador de la salud mental puede ser psicoterapeuta, sus estudios son por lo general de tipo posgrado a fin de obtener una adecuada capacitación, tanto los psicólogos como los psiquiatras pueden ser por tanto psicoterapeutas especializados en diversos aspectos de la conducta dependiendo de la corriente psicoterapéutica por la que se inclinen.

Finalmente todas estas aproximaciones son útiles para el tratamiento de diversos problemas de salud mental, para evaluar y manejar problemas relacionados con pensamientos, sentimientos o conductas se podría utilizar un enfoque psicológico o psicoterapéutico, mientras que para el control de un trastorno psiquiátrico inicialmente debería ser confirmado por un psiquiatra y posteriormente decidir el manejo que requiera, ya que en muchas ocasiones el mayor beneficio se obtendrá de una aproximación integral, con los diversos profesionales trabajando en conjunto para beneficio de los pacientes.